La profesión enfermera vivía ayer su día grande, San Juan de Dios, enfermero, fundador de la Orden Hospitalaria del mismo nombre y patrón de la Enfermería. Una ocasión que, un año más, se celebró con su tradicional cena de hermanamiento y donde también se reconoció la labor de sus profesionales.

Publicado en Sociedad