Teo Baldominos será el candidato del PSOE a la Alcaldía de Pozo de Guadalajara en las elecciones municipales de mayo; María José de Castro encabezará la candidatura en Galápagos; y Miguel Cócera optará a ser el alcalde de Yebes y Valdeluz. Los ha presentado públicamente el vicesecretario general del PSOE de Guadalajara, Eusebio Robles, quien ha destacado que “son tres personas que ya están trabajando por mejorar la calidad de vida de sus vecinos, algo que hacen hablando con la gente, a la cara y sin esconderse, al igual que lo hace Emiliano García-Page en Castilla-La Mancha”.
El actual alcalde de Yebes, Joaquín Ormazábal, se presentará con la formación de UPyD en las próximas elecciones municipales en este municipio, a cuya Alcaldía accedió con lista independiente, la de 40 compromisos, con la que obtuvo 3 concejales, pero que firmó pacto de Gobierno con PSOE el PSOE,que obtuvo dos concejales, desbancando del Gobierno a la lista más votada, el PP, que obtuvo 4 concejales, siendo estas tres formaciones las únicas que concurrieron en las lecciones de 2011 en Yebes.
Yebes es el único municipio de la provincia de Guadalajara que el próximo 24 de mayo elegirá a más concejales que en las anteriores elecciones municipales de 2011. El Boletín Oficial de la Provincia publicó en su edición de ayer el anuncio con la cifra de población de los municipios de la provincia de Guadalajara aprobada de manera oficial por el Gobierno, y el número de concejales que corresponde a cada uno de ellos. Según esta relación, la nueva Corporación municipal de Yebes que saldrá de las urnas en la próxima cita electoral tendrá 11 concejales en lugar de los 9 que se eligieron en los comicios del 22 de mayo de 2011.
Antes de lavarlas y ponerlas a cocer hay que separar las hojas de los tallos, que se presentan en manojos de reducido tamaño, y elegir las más tiernas. Basta un hervor de cinco minutos para que no pierdan la tonalidad verdosa ni sus propiedades. En una sartén aparte se prepara un sofrito de ajos y cebollas al gusto que previamente han sido picados en pequeños trozos. Una vez empiezan a pochar, se añaden las collejas y tras sazonar se dejan freír a fuego lento durante cinco o seis minutos para que se mezclen los sabores hasta que queden menudas y jugosas. Es el momento de retirar el aceite sobrante y echar el revuelto al bol en el que se han batido los huevos. Antes de emplatar hay que dejar que la tortilla se cuaje por ambos lados. ¡Qué aproveche!
Publicado en Gastronomía