Constituida la Sección Territorial de la Asociación para el Desarrollo de la Serranía Celtibérica (ADSC) en Guadalajara. Constituida la Sección Territorial de la Asociación para el Desarrollo de la Serranía Celtibérica (ADSC) en Guadalajara.

Guadalajara es el epicentro de la despoblación con una densidad de 4,30 hab/km2

De las diez provincias que conforman el territorio Serranía Celtibérica, también conocido como Laponia del Sur y Laponia española, Guadalajara es la que presenta la situación más extrema, ya que el 92,90% de su territorio tiene una densidad de 4,30 hab/km2. “Decir que somos el epicentro de la despoblación española y europea no es para nosotros motivo de orgullo, pero sí de reivindicación para que la provincia tenga un plan de futuro próspero”, han afirmado desde la Sección Territorial de la Asociación para el Desarrollo de la Serranía Celtibérica (ADSC) en Guadalajara, que hoy se ha presentado en un acto celebrado en la capital alcarreña, a cargo de su secretaria general, Natalia Díaz; del responsable de Relaciones Institucionales, José Luis Ros; el encargado de Relaciones con Alcaldías, Julián Atienza; y de la encargada del Área Musical, Pilar Rius. 

“La Asociación para el Desarrollo de la Serranía Celtibérica en Guadalajara nace con vocación de generar cohesión entre las distintas fuerzas, sociales, políticas y económicas de la provincia, para dejar de ser la “zona cero” de la despoblación y convertirnos en referente de emprendimiento y prosperidad de este territorio”. Con este objetivo, la ADSC Guadalajara ha conseguido ya aglutinar a 1.002 socios, 39 a título individual y 963 correspondientes a las asociaciones Cultural de Zarzuela de Jadraque, Comunidad V.P. Alpedroches, Cultural de La Riba, Turismo Rural Sierra Norte de Guadalajara, Los Cuatro Caños, Sociocultural Queremos al Valle y Viajando por los Pueblos Negros; y la adhesión de los ayuntamientos de Molina de Aragón, Checa, Orea, Cifuentes, La Toba y Zarzuela de Jadraque

“Desde la ADSC creemos que ha llegado el momento de que se cuente con la sociedad civil en la toma de decisiones sobre el futuro de Guadalajara, porque su patrimonio ambiental y cultural, y su generosidad en asuntos como el trasvase Tajo-Segura merecen que, por fin, sean compensados”, han explicado sus responsables. 

Durante el acto se ha destacado el “capital natural” de la provincia que, históricamente, por sus características, ha concentrado el mayor número de centros de explotación de sus recursos naturales, como ha sucedido con el agua del Tajo que comenzó regando 49.000 hectáreas en sus inicios, en 1979, y ahora da vida a más de 300.000 en las provincias de Murcia, Alicante y Almería, generando más de 110.000 empleos directos y  producciones agrarias de 1.040 millones de euros en 2017; o con el complejo eólico de Maranchón y Luzón, con una producción eléctrica equivalente al consumo anual de cerca de 600.000 habitantes y que evita la emisión de 430.000 toneladas anuales de CO2.

“Sabemos lo que damos, pero no lo que recibimos”, han afirmado al destacar que la Agencia Tributaria solo proporciona los datos anuales de los municipios que tienen más de 1.000 habitantes, una situación que en Guadalajara es difícil de conocer dado que solo cuenta con 11 municipios con más de 1.000 habitantes. Por esta razón, han reivindicado que el Señorío de Molina sea elegido como territorio piloto para analizar la situación real del territorio, ya que con una extensión de 3.362,7 km2, 1.145 más que Vizcaya, tiene una densidad de población de 2,52 hab/km2, con el agravante de que el 44,81% de su población supera los 55 años y tan solo el 9,15% es menor de 15.

La ADSC Guadalajara ha solicitado, como medida urgente, que la ITI de Guadalajara cuente con un “Plan de Desarrollo Plan de Desarrollo para el periodo 2018-2020”, similar al de la ITI de Talavera, que contemple la puesta en valor de su patrimonio ambiental y cultural, y la inmediata instalación de fibra óptica en todos los pueblos, para poder tener banda ancha en todo el territorio con velocidades de hasta 300 Mb, como forma inmediata de generar empleo. Igualmente, medidas fiscales que permitan “reducir las diferencias entre los niveles de desarrollo de las diversas regiones” como recoge el artículo 174 del Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea.

Los representantes de la ADSC Guadalajara también han tenido palabras de apoyo y reconocimiento para todas las provincias españolas que con sus bajos índices de población sitúan a España a la cabeza de la despoblación de Europa y han reivindicado que el Gobierno de España ponga en marcha las Proposiciones no de Ley aprobadas en las Cortes de España en 2015 para que “se reconozca la identidad interregional de la Serranía Celtibérica, en el marco de la Europa de las Regiones, como Región Escasamente Poblada, Región Montañosa y Zona Rural Remota” por el empuje económico y social que puede suponer para los territorios afectados por la lacra de la despoblación. 

Visto 1082 veces

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.