Antonio Román con la viuda de Buero en el espacio museo creado en Guadalajara. Antonio Román con la viuda de Buero en el espacio museo creado en Guadalajara.

Román dice legado de Buero vendido a Madrid no estaba en el acuerdo con familia

El alcalde de Guadalajara, Antonio Román, ha señalado hoy que el legado bibliográfico vendido por la familia Buero a la Comunidad de Madrid no se incluía en el acuerdo para el espacio museístico sobre el dramaturgo en Guadalajara y ha señalado que no interfiere en la cesión de material para el mismo.

Así se ha referido Román a preguntas de los medios tras conocerse que la Biblioteca Regional de Madrid ha adquirido por 250.000 euros 29 manuscritos de las obras de Antonio Buero Vallejo y otros 12 manuscritos de sus artículos periodísticos y discursos para los fondos del archivo de la Biblioteca Regional 'Joaquín Leguina'.

"Se han mantenido conversaciones y estábamos al tanto, pero ese legado estaba fuera del acuerdo con la familia de Buero", ha señalado Román, quien ha incidido que se trata de bibliografía "para investigación" y que no afectará a los libros de su despacho que sí se incluirán dentro del espacio museístico.

El regidor ha ampliado que "no tenemos esos recursos para acceder a esos fondos aunque hace un tiempo se habló de crear una Fundación de Buero a nivel regional que quizá si podía haberlos recogido".

El dramaturgo alcarreño Antonio Buero Vallejo cuenta desde el pasado mes de diciembre con un espacio museístico en la ciudad donde nació hace 100 años, situado en el Palacio de La Cotilla, uno de los edificios históricos más emblemáticos de la capital alcarreña.

En el Palacio se pueden contemplar varias obras de Buero, como autorretratos del escritor o retratos de su madre y hermana que "no sólo nos permiten contemplar su extraordinario dominio de la pintura sino también ir más allá y ver a través de los ojos del propio Buero y adentrarnos en su interior", ha señalado durante la inauguración.

Además, y gracias a la cesión por parte de la familia, se expone el despacho que Buero tenía en su domicilio madrileño con todo el mobiliario y enseres originales como retratos de familiares, una antigua máquina de escribir y su escritorio y butaca donde escribió alguna de sus obras.

Este despacho es un espacio muy significativo por su trayectoria personal y artística, como han recordado Román y el hijo del escritor, y que fue descrito por él en su obra "La casa del tiempo"

Visto 775 veces

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.