Apuntes de un becario

Guadalajara se moviliza

La crisis está azotando a muchos sectores, sobre todo a los más humildes. A pesar de los esfuerzos del PP por hacernos creer que los recortes no van a afectar al buen curso de educación, sanidad y servicios sociales, sólo hay que ver pasar por los colegios y los centros de salud para darnos cuenta que no hay cosa más alejada de la realidad. Con un simple cálculo matemático se puede observar que el aumento de ratios en las aulas y el cierre de camas en los hospitales van en perjuicio del servicio. Sobre todo cuando la demanda de estas prestaciones sigue siendo la misma.

 

Una mala gestión económica que, también, perjudica a los derechos de los trabajadores, lleva a la pobreza a miles de niños españoles, ahoga a la ciencia y, en definitiva, acaba con la España que conocíamos. En definitiva, Rajoy, Cospedal y sus adláteres están consiguiendo un país mucho más desigual del que recibieron, en el que los ricos cada vez son más ricos y el resto –que es la mayoría de la población– cada vez cuenta con menos recursos y oportunidades.

Sin embargo, los españoles estamos despertando poco a poco y renegamos de este tipo de políticas, en las que se prima la desigualdad y la endogamia. Primero fueron las mareas ciudadanas y poco después el reflejo del malestar en las encuestas electorales. El último trabajo del CIS ha sido un claro ejemplo de ello, cuyos resultados arrojan que PODEMOS ha conseguido el primer puesto en intención directa de voto, con el 17,6%.

Pero este fastidio también ha llegado a Guadalajara. Mañana sábado, 8 de octubre,  las  plataformas ciudadanas  de Sanidad, Contra el Fracking, Sierra Norte, Alcarria Baja en Acción  y La Otra Guadalajara, así como los Sindicatos UGT, CCOO, CSIF y USO han convocado una manifestación a la que está citada toda la provincia. La protesta se ha convocado en favor de la defensa de los derechos y los servicios sociales, tan amenazados no sólo por Rajoy, sino también por Cospedal, que se constituye como la mejor pupila del neoliberalismo más burdo.

Así, los promotores de la iniciativa ponen el énfasis en la mala política que, en este sentido, se está realizando desde el ejecutivo regional. Por ello, aseguran convocar  la manifestación “ante  la gravedad de los brutales recortes que la Junta ha implantado contra el Estado de Bienestar; ante el daño extremo que los mismos están causando en la parte de la provincia asolada por la despoblación, con muchas comarcas debatiéndose entre la  pervivencia y la desaparición; y ante la incalificable política contra el medio ambiente, que están llevando a cabo los gobiernos de la región y el de la nación, desentendiéndose de los montes e intentando imponernos el fracking”.

Unas razones de peso que hacen más necesario que nunca acudir a una manifestación como la de mañana, que saldrá a las 11.30 de la plaza Mayor de Guadalajara. La ciudadanía disconforme debe dejar claro su oposición a las perjudiciales medidas que están tomando los dirigentes del PP. ¡Gobernar en favor de la población es posible!

Viaje otoñal
Un último fulgor