Un zángano en el palmeral

BABEL

Según el DRAE, silogismo es el Argumento que consta de tres proposiciones, la última de las cuales se deduce necesariamente de las otras dos.  Por ejemplo… / Los auxiliares de conversación ayudan a la comunicación en un idioma. Un idioma es el sistema de comunicación verbal o gestual propio de una comunidad humana. Hablar el mismo idioma supone la oportunidad de comunicación humana, tanto más fácil, si se aprende mediante la intervención de los auxiliares apropiados./… ¿Refutable? ¿Heterodoxo?...


Puede ser, pero olvidemos esa cuestión ahora… GUADAQUE daba noticia de la jornada de orientación de auxiliares de conversación organizada por la Consejería de Educación en la residencia universitaria Los Guzmán de Guadalajara. Según esto personas en número que desconozco, preparadas para ayudar a los profesores titulares de centros bilingües de la provincia, no sé si con titulación o sin ella, facilitarán la enseñanza contribuyendo a la formación de alumnos cuyo proyecto adulto podrá definirse con tanto mayor éxito cual suponga el aprovechamiento de sus años lectivos, al cumplir las tareas que se les encomienden. De por medio la crisis, los recortes, el conflicto educativo y la política. Pero, también hemos sabido, gracias a la costumbre de recabar informaciones mediante este portal de noticias, lo que dijo el dirigente del partido Popular y actual alcalde de la ciudad, Antonio Román, durante los actos del día de la Fiesta de la Hispanidad. Concretamente, los reporteros nos han dicho que, el presidente del ayuntamiento afirmó: “… los españoles hemos demostrado que si nos unimos, somos capaces de vencer cualquier adversidad y resolver los grandes problemas. Delante de la bandera que nos debe unir a todos yo apelo a esa unidad por el bien de España y de todos los españoles”… Pues bien. Como pareciera que los españoles carecemos de un idioma común- y no es menester tampoco, ahora, entrar en polémicas lingüísticas- adoptemos el esperanto para que se cumpla ese veredicto hueco o sentencia de salón que voceó el corregidor antes nombrado. Porque Román sabe que los españoles, separados por innumerables barrancos, difícilmente nos vamos a poner de acuerdo en nada. Precisamente los partidos políticos, entre otras colectividades, ahondan en los fosos y cavan zanjas a diario para delimitar territorios y separar voluntades. Adoptemos el esperanto, insisto, y hablemos de moda, coches, fútbol, vacaciones, particulares en los que solemos coincidir, siempre y cuando, eso sí, su manifestación inmediata resulte ser hecha bajo pabellón español y dotémonos de los especialistas, auxiliares de conversación como los que ya se dijo, capaces de estimular el diálogo y, por lo tanto, el aprendizaje que mejor nos convenga. O así, o confundidos como en la torre de Babel.

NI TIRIOS NI TROYANOS
La inercia de los errores

Related Posts